Berta Atehortúa

La primera persona que nos abrió la puerta de la casa, antes que los líderes sociales y comunales, fue doña Berta.
Fue la primera que nos habló, la primero que nos sonrió, incluso hasta nos regaló energía para hacer un concierto. Aquí está su historia.

 

 

A doña Berta la conocemos como “la casa del palo de mangos”. Allí trabaja doña Berta, a la sombra de un palo de mangos, en un kisoquito afuera de la casa que les dejo la mamá a todos sus hijos.
¿Cuando se van de Naranjal? Nos dijo que cuando logren hacer la sucesión de la propiedad con todos sus hermanos. Y cuando sus hermanos concilien negociar o no por el precio que pone la EDU a la casita que la mamá hubiese defendido hasta la muerte.

*Edición y montaje: Jorge Escobar.
Cámara: Daniel Quintero.
Entrevista: Felipe Barrientos y Juan Pablo Quintero.
Música: Juan Camilo Gómez.